09 agosto, 2010

Domingo de Charminar


Charminar, emblema de Hyderabad cuyo nombre proveniente del hindi y Urdu que traduce “Cuatro Torres”. Es el equivalente de la estatua de la libertad para Hyderabad, el emblema de la ciudad y también del estado de Andra Pradesh.


Su historia se remonta a 1591 cuando el Sultán Muhammad Quli Qutb Shah, gobernante de la dinastía de su familia decidió construir esta pieza arquitectónica para remembrar el día y lugar que dio gracias a Allah por haber salvado a su pueblo de una gran plaga que azotaba la ciudad.
“Oh Allah, confiere sobre esta ciudad paz y prosperidad. Deja a millones de hombres de toda casta, credo y religión hagan de ella su morada, como peces en el mar”
Y así fue. Charminar no sólo es reconocida por la entrada majestuosa a la ciudad que representa sino por el mercado que se encuentra sus pies; lugar perfecto para comprar telas y perlas.


Luego de esta introducción ya podemos saber que fue lo que mis amigos y yo visitamos este domingo. Debido a la gran reputación de este lugar decidimos ir a conocerlo sin saber en realidad qué era Charminar.

Nos encontramos con un mercado no tan grande, ni tan variado como esperaba encontrar y con un monumento que si bien es impresionante, sólo nos tomó algo más de media hora en estar listos para salir de ahí obviamente luego de tomar las respectivas fotos para decir “¡Yo estuve ahí!”


A mi concepto es muy poco el contenido que uno como extranjero se lleva  para lo que nos toca pasar. Una sensación bastante desagradable al saber que la gente lo mira a uno como alcancía y el descaro con que cobran el doble o triple del precio por cualquier tour, entrada, souvenir, entre otras.
Para entrar a Charminar los locales pagan 5 rupias, mientras que un extranjero paga 100 rupias; para entrar al Palacio Chowmahalla un local paga 30 rupias, mientras un extranjero paga 150 rupias y 50 rupias más si quiere tomar fotos del lugar.


Luego de este robo uno no quiere saber de guía y desde el principio tienes un desazón por el lugar que es difícil de quitarse. Por suerte la compañía del grupo, la recocha y el desorden nos distraen de estos pensamiento y lo convertimos en parte de nuestras experiencias en India.


Incluso para las próximas ocasiones ya está abierta la propuesta de comprarnos ‘Burkas’ para hacernos pasar por locales y tener recorridos más rentables. Esperemos a ver que tantas medidas tendremos que tomar para conocer otros lugares. xD!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada